lunes, 10 de febrero de 2014

Lo que REALMENTE ve la gente cuando te mira.


LA PAREIDOLIA es un fenómeno psicológico que hace que percibamos formas reconocibles donde solamente hay un fenómeno o un estímulo aleatorio, como por ejemplo una nube, un objeto cotidiano o una sombra (las adivinaciones mágicas están relacionados con este asunto).

Por ejemplo, en la foto inferior la mayoría de la gente es capaz de ver un ,"RELOJ TRISTE" pero eso no sucede con todas las personas,lo cual afecta a la eficacia de las relaciones humanas, tal como vamos a ver a continuación.
 
No se trata de ninguna enfermedad ni de ninguna cuestión de brujería. Al contrario, consiste en un dispositivo del cerebro humano para atribuir emociones y sobre todo INTENCIONES a determinadas señales, especialmente, las de los rostros de otras personas.

En la ilustración inferior, figuras 3 y 4 mostramos imágenes especulares. Las personas cuyos cerebros presentan dominancia de un hemisferio cerebral sobre el otro, verán o bien un rostro "triste" en la digura 3 y un "rostro malvado" en la figura 4, o al contrario, aunque en realidad se trata de la misma imagen.




En ilustración inferior, figuras 1 y 2 de  mi libro Hablar sin palabras vemos ocho combinaciones básicas de emociones expresadas a través de la configuración del rostro humano...
...pero no todo el mundo interpretará del mismo modo esas emociones en un verdadero rostro humano.. Por lo tanto, ha llegado el momento de las ¡MALAS NOTICIAS!:
1) No todo el mundo expresa de la misma forma sus sentimientos.2) Aunque todos expresásemos nuestros sentimientos de forma idéntica, la interpretación que los otros pueden hacer de nuestras intenciones, sinceridad, confianza o peligro pueden resultar sesgadas (y de hecho así sucede a diario).3) No basta con la consabida, "escucha activa". Lo que caracteriza a las personas capaces de interpretar correctamente la situación en la que se encuentran es su habilidad para la ESCUCHA INTELIGENTE, que va más allá de la simple "comprensión" y que implica habilidades verbales, gestuales, maestría en el impulso de diálogo y, sobre todo, CONTAR CON EXPERIENCIA EN EL ARTE DE VIVIR.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada