martes, 26 de agosto de 2014

Imagen personal: eche un vistazo a su alma de vez en cuando

La ventaja de ser conscientes de nuestros valores personales es que ya no tendremos que hacer un sobresfuerzo para hacerlos visibles, sino solamente el evitar que se desvanezcan.
__________________________________________

A diferencia de lo que ocurre en el teatro, en la vida real cada cual debe comportarse como realmente es. Mucha gente no puede hacer algo tan sencillo por la única razón de que se desconoce a sí misma. Ya habíamos tratado ese asunto cuando vimos que nuestros educadores no siempre nos habían ayudado a desarrollar nuestras capacidades, sino que más bien trataban de moldearnos conforme a unos planes más o menos vagos.
___________________________________________

No parece del todo probable que consigamos llegar a la edad adulta sin algún que otro lastre emocional o hábito malsano, pero no vamos a pasarnos la vida entera lamentándonos por ello. No podemos permitirnos el lujo de describirnos a nosotros mismos en términos peyorativos. Al mismo tiempo, el exceso de confianza en uno mismo puede generar desconfianza por parte de los interlocutores, y de hecho suele suceder así. El equilibrio casi siempre se encuentra en el centro de los extremos. .

(Analecta de El clan de los sueños fértiles, de Jose Hermida)
___________________________________________



EL CLAN DE LOS SUEÑOS FÉRTILES
Personas excelentes para sociedades excelentes
Estamos construyendo EL CLAN DE LOS SUEÑOS FÉRTILES en Facebook y nos ponemos en marcha el próximo 9 de septiembre.
Un espacio para compartir conocimiento sobre la PERSONALIDAD, la imagen personal que proyectamos, el sentido de la vida, los proyectos, la amistad, la realización personal, el amor y muchas cosas más.
Puedes apuntarte ÁQUÍ.
Los royalties de autor del libro se han cedido a la Fundación Plan International para contribuir a la emisión de certificados de nacimiento a niños abandonados a fin de impedir su venta, matrimonio forzoso, encarcelamiento y otras injusticias destructoras de la personalidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario