jueves, 2 de junio de 2016

Dejemos de una vez de fingir que somos adultos.


Randy Pausch, profesor de ingeniería informática en la universidad Carnegie Mellon. Él sabía que dos meses más tarde moriría. Pero la charla no trata de la muerte, sino de la vida, y en concreto, de los sueños que tú y yo concebimos en nuestras infancias y que nos toca convertir en realidad.

Éste es el único y sagrado éxito que nos corresponde alcanzar.

En esta Última Lección de Pausch, la valiente desnudez de auténtico hombre (en el único sentido profundo y veraz de la expresión) vi confirmado el sentido real de la vida: el que cada uno de nosotros ya le atribuíamos mientras crecíamos en medio de los simulacros del éxito de los supuestos adultos, sea lo que fuere lo que la palabra éxito pretenda significar.

Dejemos de una vez de fingir que somos adultos.




No hay comentarios:

Publicar un comentario